Criopreservación de Semen

¿Qué es?


La criopreservación seminal o espermática es el almacenamiento de estos tipos celulares en temperaturas extremadamente bajas, -196ºC, en nitrógeno líquido.

 

¿Por qué?


El mantenimiento de espermatozoides congelados en nitrógeno líquido nos permite diferir su uso. No es necesario que el semen tenga que obtenerse el mismo día de la inseminación o fecundación. Puede criopreservarse y tenerlo disponible para el día que se precise.

También se pueden congelar espermatozoides tras su obtención por biopsiado del testículo. Siendo la técnica de congelación y los requisitos legales prácticamente los mismos.

 

¿Para quién?


Las indicaciones de criopreservación son varias:

  • Tras obtener espermatozoides por biopsiado de testículo.
  • Para preservar la fertilidad cuando el varón va a ser sometido a tratamientos que puedan comprometer su producción de espermatozoides, incluida la vasectomía.
  • Si el varón tiene dificultades para obtener la muestra seminal, o no pueda estar el día de la inseminación o FIV.
  • Si hay un deterioro progresivo de la producción espermática.
  • En caso de que el varón porte una enfermedad de transmisión sexual, como hepatitis B, C o SIDA.

¿Cómo?


El procedimiento para vosotros es simple, basta con disponer de una muestra de semen con un tiempo de abstinencia de 2 a 5 días. En VIVUM procesaremos la muestra el mismo día, incluyendo una prueba de supervivencia espermática tras la descongelación. Esto nos permitirá saber si es preciso congelar otro eyaculado. En VIVUM le informaremos el mismo día, y recibirá un informe con todos los datos.

 

La congelación espermática consiste en extraer la mayor parte de agua de las células, sustituyéndola por crioprotectores. Este sistema evita, en lo posible, el principal problema de la congelación, la ruptura de las células. La que ha demostrado mayor eficacia es la congelación en glicerol; aunque la vitrificación, aún por desarrollar, está ofreciendo buenas expectativas.

 

Aspectos legales


Según la legislación actual, la criopreservación espermática tiene varios requisitos: disponer de evaluación de enfermedades de transmisión sexual actualizada, tiempo de mantenimiento, decisión sobre el destino de la muestra criopreservada,… dado que la legislación puede cambiar, en VIVUM te informaremos de todos los aspectos legales.